October 6, 2019

admin

¿Para qué sirven las barritas energéticas?

n alimento que ha ganado terreno en el ámbito deportivo son las barras energéticas, ya que posee grandes beneficios para las personas que realizan deporte o alguna actividad física, además, gracias a su tamaño, éstas pueden ser transportadas en la mochila, maleta o, incluso, en la bolsa del pants, para ser ingeridas antes, durante o después del ejercicio.

La gran mayoría de estos productos están compuestos de carbohidratos, proteínas, minerales, entre otros nutrientes que el cuerpo necesita cuando es sometido a la actividad física, sobre todo si es extenuante, ya que uno de los grandes beneficios es que ayudará a que te recuperes o soportes el tiempo necesario sin que se te agote la energía.

Existen algunos consejos que podrías tomar en cuenta para aprovechar de mejor manera los beneficios de las barritas energéticas y los cuales te compartiremos a continuación. Así que presta mucha atención para disfrutar tu ejercicio lleno de energía.

Muchos de los consumidores de este tipo de alimentos son atletas de alto rendimiento, por lo que suelen consumirlos previo a una competición; sin embargo, no siempre consumen productos que no han probado con anterioridad, por lo que es esencial que antes de hacerlo en cualquier competencia, se haya probado el producto para conocer los efectos que tiene sobre el cuerpo, ya que cada cuerpo es diferente y no reaccionan de la misma manera.

Su ingesta debe ir acompañada con agua, ya que al ser un producto seco necesitamos de un agente que disuelva los hidratos y mejore la absorción de las barras en nuestro cuerpo, así aprovecharemos al máximo sus beneficios. Además, es muy importante mencionar que estos alimentos son complementos energéticos, es decir, no son un sustituto de alguna comida, esas deben mantenerse de ley: desayuno, comida y cena, al menos.

Hay pruebas tan extenuantes como los maratones que los corredores requieren consumir una o dos barritas antes de comenzar y una después para recuperar energía, esto es un dato muy útil para quienes realizan esfuerzos conocidos como, sobrehumanos, de alto rendimiento. Pero si tu ejercicio es de baja intensidad o media, basta con una antes o después del ejercicio. No olvides consultar a los profesionales para recibir una mejor asesoría.

Hay quienes usan las barras energéticas para recuperarse de los bajones de azúcar, hagan o no ejercicio, esto es un alivio momentáneo, pero debemos actuar para prevenirlo y no para recuperarnos de momento. Recuerda que estos alimentos están destinados para quienes compiten o realizan una actividad física.

Por último y no menos importante, el consumo de suplementos o barras energéticas, debe ser supervisado por un nutriólogo o un profesional, para evitar la ingesta excesiva de calorías que podrían poner en riesgo tu salud. Pueden parecer inofensivas, pero el exceso de estos productos podría causar obesidad u otras enfermedades más graves, aunque ya existen barras energéticas más saludables como las de Eat Me Guilt Free, quienes nos ayudarnos a brindarles esta información.

Cuerpo sano, mente sana. No te olvides de la actividad física, al menos 30 minutos diarios.

Fuente audiovisual: YouTube

Canales: La Vanguardia | Leonardo Mourglia | Marce Sanjuan

Información de: Informador MX | Milenio Digital

admin

Cuándo el ultrasonido causa estrés en la madre

El embarazo es un momento emocionante, lleno de esperanzas y sueños para el futuro. Al mismo tiempo, el embarazo es un momento terrible para las futuras madres.

Muchos aspectos del embarazo son desconocidos y están fuera del control de la mujer, por lo que un aura de incertidumbre acompaña al proceso del embarazo.

Esta incertidumbre produce ansiedad para las mujeres embarazadas, particularmente ansiedad sobre la salud de su bebé.

Como mamá que lleva en su vientre a su hijo, busca durante el proceso del embarazo sea un pasaje seguro para ella y su hijo al igual que el trabajo de parto y propio el parto y en general, esto es esencial para la futura madre.

Resultado de imagen para cuidados en el embarazo

Por lo tanto, la preocupación y la ansiedad que típicamente experimentan las mujeres embarazadas puede ser una manifestación saludable de una importante tarea que implica el embarazo, la protección del bebé contra cualquier daño.

Por otro lado, hay evidencia que sugiere que demasiada ansiedad puede ser perjudicial para el bebé en desarrollo al reducir el flujo sanguíneo al útero y aumentar la frecuencia cardíaca fetal.

El ultrasonido obstétrico tiene un aspecto rutinario de la atención prenatal en países desarrollados.

Los ultrasonidos proporcionan acceso a información sobre el feto que de otro modo no estaría disponible para las mujeres embarazadas.

En esencia, el ultrasonido elimina parte de la incertidumbre del embarazo, proporcionando información sobre la salud del bebé.

La mera disponibilidad de esta información puede afectar los sentimientos y comportamientos de la futura madre en relación con su ansiedad sobre la salud fetal.

Por lo tanto, es importante considerar el impacto de esta tecnología en las mujeres embarazadas.

El papel de la ecografía en la ansiedad por la salud fetal no es claro y es una fuente de controversia.

Por ejemplo es posible encontrar estas cuatro razones que van relacionadas con el examen de ultrasonido:

  1. El ultrasonido no produce ningún cambio en la ansiedad
  2. La ecografía disminuye la ansiedad que permanece en el nivel disminuido durante todo el embarazo
  3. La anticipación del ultrasonido aumenta la ansiedad, que luego se mantiene elevada después del ultrasonido y durante todo el embarazo
  4. La anticipación de la ecografía aumenta la ansiedad, que inicialmente se alivia con la ecografía, pero en consecuencia se recupera a un nivel elevado pero estable.

Resultado de imagen para ecografía

Varios estudios apoyan la segunda trayectoria, ya que se encontró que la ecografía reduce los niveles de estrés y ansiedad entre las mujeres embarazadas, calmando la ansiedad en algunas mujeres.

Otros sin embargo mostraron ansiedad hasta el momento del procedimiento.

Solo que esto no es concluyente porque también se han encontrado datos que sugieren también que la anticipación del ultrasonido y la posibilidad de obtener “malas noticias” pueden haber aumentado la ansiedad inmediatamente antes del ultrasonido, que posteriormente disminuyó después de que finalizó la exploración sin detección de problemas.

Por lo tanto, puede ser que la ecografía no disminuya la ansiedad preexistente per se; más bien, disminuyó la ansiedad que estaba presente solo en anticipación del examen de ultrasonido.

Sin embargo, esta ansiedad puede ser de corta duración, ya que las ansiedades de las mujeres se recuperaron a un nivel elevado que posteriormente se mantuvo estable durante el resto del embarazo.